aguas

CETIM participa en un proyecto para la eliminación de contaminantes emergentes de aguas residuales

La aparición de nuevas técnicas analíticas de gran sensibilidad durante los últimos años, ha permitido constatar la presencia de numerosos compuestos procedentes de fármacos, fitosanitarios, y otros productos químicos en el medio ambiente. Estos compuestos, denominados contaminantes emergentes, se encuentran por lo general en bajas concentraciones, pero su elevada producción y consumo diario, unido a la elevada persistencia de algunos de ellos a los procesos de depuración convencionales, supone un riesgo para la salud y el medio ambiente.
Un estudio liderado por el Centro Helmholtz para la Investigación Ambiental de Leipzig (Alemania) y publicado en la revista PNAS, alerta del peligro que supone la presencia de este tipo de compuestos para las aguas continentales europeas.
En lo que supone la primera evaluación a escala europea de este tipo de compuestos, los autores analizaron la presencia de 223 “contaminantes emergentes” en 4000 puntos distribuidos en los 28 países de la UE, concluyendo que la presencia de estos compuestos tiene efectos letales para la biodiversidad en el 14% de los puntos analizados, y efectos perjudiciales de tipo crónico para el 42%. Dentro de los numerosos compuestos analizados, son los compuestos procedentes de pesticidas y los retardantes de llama usados en la industria textil los más nocivos.
La Fundación CETIM participa en la actualidad en el proyecto ANAGUA, cuyo objetivo es justamente el desarrollo de nuevas tecnologías para la eliminación de contaminantes emergentes en aguas residuales.

Fuentes
Egina Malaja, Peter C. von der Ohea, Matthias Groted, Ralph Kühnee, Cédric P. Mondyf, Philippe Usseglio-Polaterag, Werner Bracka, and Ralf B. Schäferb. “Organic chemicals jeopardize the health of freshwater ecosystems on the continental scale” PNAS.
www.pnas.org/cgi/doi/10.1073/pnas.1321082111